¿Cuál es el color de la vainilla?

Aunque el color vainilla se relacione, en multitud de ocasiones, con colores pastel, amarillos o directamente tonos pálidos, esos no son los colores que realmente posee ese producto.

Las razones por las cuales asociamos ese color a la vainilla son varias. En primer lugar porque es el tono que posee el helado de vainilla normalmente. Por lo tanto, nuestro cerebro relaciona el amarillo con este tipo de preparados. Hay que tener en cuenta que estos preparados a menudo llevan colorantes lo que hace que posean ese color.

En segundo lugar, también se asocia con ese color porque muchas de las recetas y elaboraciones culinarias que dicen tener vainilla tienen entre sus ingredientes el huevo. El color de la yema en los preparados le proporciona esos tonos.

Por último, otra de las razones de porque asociamos este producto a colores pastel es porque muchas veces se utiliza junto con el caramelo. Este último proporciona un color amarillo cuando se mezcla con la leche.

Pese a todo esto, es importante remarcar que la vainilla casi no proporciona color a nuestros preparados. Por ejemplo, si se usa infusionada aporta mucho aroma y sabor pero prácticamente nada de color. Si se emplea la parte interna de la vaina tampoco nos servirá para aportar color a nuestra receta, aunque sí se extraerá todo su potencial en cuanto a aroma y sabor.

¿De qué color es la vainilla natural?

Como comentábamos antes, más allá de lo que mucha gente puede creer, el color de la vainilla es negro. No es ni amarillo, ni pastel, sino más bien todo lo contrario: tirando a tonalidades oscuras.

Esto es así porque las vainas de vainilla son de un color oscuro muy profundo que las hacen muy características. Hay que tener en cuenta que, cuando veamos un producto con “vainilla” de tonalidad amarilla, se trata completamente de un tono artificial.

Amarillo vainilla

El amarillo vainilla es un tono artificial, ya que no es el pigmento que precisamente tienen las vainas. Como se ha citado anteriormente, el amarillo es un color que relacionamos con este producto fruto de la industria de la alimentación que ha relacionado esa tonalidad con ese producto.

No obstante, esto difiere mucho de la realidad ya que el amarillo no se encuentra en las ramas de vainilla. Sí que es cierto que las flores de la vainilla son de color blanco con toques amarillos, motivo por el cual la industria ha cogido esa tonalidad, ya que es mucho más agradable a la vista y más atractiva que los tonos negros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?