Sapillos extremeños o repápalos dulces

Los sapillos extremeños, también conocidos como repápalos dulces, es uno de los postres más característicos de la cocina de Extremadura. De hecho, aunque se pueden consumir durante todo el año, son típicos de la temporada de Semana Santa y es una receta que ha pasado de generación en generación. Si eres extremeño/a seguro que te trae grandes recuerdos de la infancia este plato. Y si no lo eres, te recomendamos que prepares esta receta para que puedas deleitarte con un dulce exquisito.
Otros nombres que recibe este postre son: sapillos dulces, sapillos de leche, huevecillos con leche o repápalos dulces.

Ingredientes de sapillos extremeños

  • 200 g. de migas de pan
  • 6 huevos
  • 125 g. de azúcar
  • 1 litro de leche
  • Cáscara de naranja
  • 2 ramas de canela de Ceylán
  • Aceite de oliva (AOVE)

¿Cómo hacer sapillos extremeños o repápalos dulces?

Para preparar la receta de sapillos extremeños (o repapalos dulces), deberemos seguir los siguientes pasos:
  1. Deberemos coger la miga del pan retirando la parte más dura del mismo. Con esa miga, debemos dividirla en diferentes trozos separados.
  2. Cogemos los huevos y los batimos hasta que queden en la condición óptima para utilizarlos para rebozar.
  3. Con la miga separada en trozos y los huevos batidos, cogeremos dos cucharadas de azúcar y los vertiremos sobre el huevo. Lo removemos e introducimos las migas de pan para que se impregnen bien del huevo y el azúcar.
  4. Mientras, pondremos a hervir la leche con un poco de azúcar, la piel de la naranja y la canela en rama. Lo dejaremos calentando hasta que empiece a hervir. En ese momento, apagaremos el fuego.
  5. Cogeremos los sapillos (las migas de pan rebozadas en huevo y azúcar) y nos dispondremos a freírlas. Habrá que poner una sartén con un chorro de aceite a calentar.
  6. Tendremos que freír a fuego lento los sapillos e ir dándole forma con la cuchara. Cuando estén fritos levemente, los retiramos sobre papel de cocina.
  7. Volvemos a coger la leche y la ponemos a hervir poniendo antes los sapillos en la olla o cazuela. Lo dejamos hervir hasta que la leche empiece a crecer.
  8. Los dejamos reposar hasta que se queden fríos y quitamos la piel de la naranja y la canela en rama.
  9. ¡Listo! Ya podemos disfrutar de nuestros sapillos extremeños.

Dulces extremeños de Semana Santa

Aunque existen otros dulces típicos de Semana Santa en Extremadura, como los huesillos extremeños o las torrijas, los sapillos son uno de los postres favoritos para celebrar estas fiestas. Este postre, que también se conoce como huevillos de leche o repápalos dulces, es una auténtica delicia para cualquiera que los prueba y son fruto de la cocina de aprovechamiento que hacían nuestras abuelas en casa ante la escasez de algunos alimentos.

Si puedes prepararlos, ¡pruébalos! No te defraudarán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?